Crítica Literaria: Las Cenizas del Juramento


Ya que por lo visto a nuestros queridos biblioadictos les gusta la fantasía, hemos decidido indagar en nuestro país a hombres y mujeres que nos guíen por las tierras del ensueño, las batallas sin descanso y héroes sin par.


Cenizas-1-01

.

Por Pamela Rojas. Inspiradora de lectores en la Biblioteca Libre.



Fue así como llegamos a Joseph Michael Brennan. Y aunque su nombre podría parecerse al de algún escritor extranjero, lo cierto es que no es más que el seudónimo de quien se encuentra tras la pluma de la trilogía Las memorias del Juramento. Su verdadero nombre es Exequiel Monge Allen, chileno, nacido en Santiago en 1987. Este contemporáneo autor nos entrega, junto a los amigos de Me gusta leer, su primera novela publicada Las cenizas del Juramento, que corresponde a su vez a la primera parte de la trilogía.

En ella nos narra las vivencias de Tahmuz, un joven de quince años que mucho sabe del mundo aunque ha visto tan poco, gracias a las lecturas que debe hacer en casa de su protector. Casi desde que tiene memoria puede recordar los implacables vientos de la Ciudad Alta y sus crudos inviernos. Allí entre las frías montañas, su vida pasa perdida entre los encargos que le hace su protector y tutor, Doenal. Ese hombre que vive junto a Tahmuz, que se ha encargado de su salud, su alimentación y educación no es ni su padre, ni su tío ni algún pariente conocido. Es un ser rodeado de misterios e interrogantes, a pesar de la monótona vida que ambos llevan.

Tahmuz ha vivido con muchas dudas, sobre todo muchas que tienen relación con su identidad, ¿quién es él realmente?, ¿quiénes son sus padres?, ¿cuál es su verdadero origen? y ¿qué rol cumple Doenal en su vida? Estas mismas preguntas se las había hecho directamente a su protector, sin encontrar respuesta alguna.

Sin embargo, un día golpea a la puerta un muchacho con un mensaje para Doenal: “El portador de la carta es Tarian, mi único hijo. Te lo confío. Protégelo. No dejes que el Verdugo lo encuentre. Guarda el secreto de su identidad como has guardado todos estos años, celoso, tus propios secretos. [...] Pongo en tus manos aquello que amo por sobre todo lo que existe en el mundo, y que es -después de toda la desesperación- la única esperanza de ver resucitar la antigua libertad”. El portador de la carta es nada menos que el hijo del Príncipe. Es entonces cuando nuevas interrogantes surgen en el corazón de Tahmuz. ¿Por qué Tarian había llegado hasta esas tierras en busca de Doenal? ¿Qué secretos esconde el viejo? Y finalmente, ¿qué es lo que realmente sabe Tahmuz de su protector?

Sin duda, la llegada de Tarian pone de cabeza la vida de ambos en la Ciudad Alta y deberán dejar atrás las comodidades de su hogar por un bien superior. En el trayecto, Tahmuz irá descubriendo el mundo desde otra perspectiva, maravillándose por cada cosa nueva que sus ojos son capaces de percibir. A la vez que irá haciendo amigos y develando los misterios que rodean a Doenal y su propio pasado.

Joseph Michael Brennan nos sorprende con la historia que surge a través de las páginas de sus novelas, pues promete un mundo cargado de personajes con habilidades increíbles y seres cuya crueldad llega a límites insospechados. Eso sí, en su pluma se nota que es su primera publicación, pues algunas descripciones son imprecisas, con adjetivos ambiguos que, más que ayudar en el imaginario de la novela, confunden al lector y algunos diálogos tienen poca consistencia. Pero esta historia está recién empezando. Confío en el producto nacional y sé que esos pequeños detalles serán superados en la siguiente entrega de Las memorias del Juramento.

Las Cenizas del Juramento (Las Memorias del Juramento I)
. Joseph Michael Brennan. Montena, mayo 2016. 420 páginas.

 

¿Te gustaría leer este libro?
 
¡Los amigos de Me gusta leer invitan! Solo déjanos un comentario y ya estarás participando por un ejemplar. El sorteo lo haremos el viernes 13 de enero. El ganador será publicado en esta página, por lo que es responsabilidad de cada persona estar atento a la fecha del sorteo y publicación del resultado.